sábado, 21 de julio de 2012

Mito el Hombre y la Bruja

Un joven muchacho se había enamorado de una mujer hermosa. Un día, mientras tomaba un par de cervezas con algunos de sus amigos, le dijeron que la chica de la cual estaba muy enamorado en realidad era una bruja, y en la noche se convertía en un animal. El joven no les creía, pero como le decían con tanta insistencia, decidió espiarla por la noche.

Mito el Hombre y la Bruja

El hombre fue entonces con sus amigos a espiarla en la noche. Lograron ver como se convertía en animal, con tan solo quitarse el 'traje' de humano. El joven buscó ayuda con uno sabio anciano del pueblo. Lamentablemente, la respuesta del anciano fue que tenía que matar a la bruja.

Para hacerlo, tenía que echarle sal cuando se convirtiera en el animal. El joven la siguió hasta una granja. La mujer creyendo que estaba sola, se transformó en una lechuza. El hombre aprovechó inmediatamente y le lanzó sal, dejándola con quemaduras y retorciéndose en el piso.

El joven al ver esto corrió a su casa, de donde se rumorea nunca volvió a salir. Aveces en las noches se ve aparecer una lechuza con fuertes quemaduras cerca de la casa.